Me han despedido estando de baja

No es nada común que a día de hoy aún se hagan despidos a pesar de estar el empleado de baja.

En un primer lugar, siempre que consideramos que el despido es improcedente lo primero que debemos hacer es firmar nuestro finiquito y poner en él NO CONFORME, para que de esta manera podamos acudir al Juzgado de lo Social e introducir una papeleta de conciliación. Es muy importante tener en cuenta que el plazo son 20 días. Si en la conciliación no se llega a un acuerdo y se quiere proceder a la vía judicial, tenemos el tiempo restante de esos 20 días, para interponer demanda.

Ya, poniéndonos en el caso de que se ha realizado un despido improcedente y estando de baja; si la baja es prolongada en el tiempo, en algunos casos se podría solicitar la nulidad del despido y por tanto el trabajador se reincorporaría en la empresa. En este caso, el empleado percibirá el salario que le correspondería por el tiempo del despido y, si ha solicitado la prestación de desempleo, se puede anular y volver a tener los días de paro correspondientes.

En otros casos, la empresa o el juez puede reconocer la improcedencia del despido y podrá elegir entre indemnizar al trabajador con 33 días por año de servicio o readmitirlo y abonarle los salarios no percibidos desde la fecha del despido hasta notificación de la sentencia.

 

Si te encuentras en esta situación, ponte en contacto con nosotros para que te ayudemos con todos los trámites.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *